Más de 2.136.164 clientes satisfechos       Gratis desde 40 €       Envío en 24 horas
0

Delgado en las Navidades: Ahorra calorías con placer

Durante la temporada de Adviento, nos topamos por todas partes con deliciosos dulces que tienen muchas calorías. Las almendras garrapiñadas y el Glühwein o vino caliente nos tientan en el mercado navideño, el Stollen (pan dulce típico navideño) y el mazapán nos persiguen en el supermercado, las galletas caseras son parte casi obligatoria de estas fiestas navideñas y la cena de navidad rompe con todos los límites calóricos. Pero también puedes disfrutar las semanas antes de Navidad sin remordimientos y sin aumentar de peso.

Elige un menú navideño ligero

Una comida clásica de Nochebuena (incluidas las bebidas) tiene un promedio de 1500 calorías. Es por eso, que no resulta extraño que comencemos el año con exceso de peso.

Pero no siempre tiene que ser el ganso navideño. Quizás este año quieras tener un menú de Navidad más ligero, con menos calorías. Por ejemplo, los pescados cocinados al horno son ideales para la ocasión. Incluso una cena navideña vegetariana puede ahorrar muchas calorías. En Internet puedes encontrar numerosas recetas de cenas navideñas de lujo, en los que no se necesita carne en lo absoluto.

Deliciosas comidas para navidad - Recetas para la cena navideña

Como entrada en la cena de Navidad, puede ser una deliciosa sopa de verduras o de champiñones o una creativa ensalada de invierno con aderezo ligero, que prometa pocas calorías. Evita postres ricos en calorías como el mousse de chocolate. Deleita tu paladar con una manzana horneada. Por lo general, se rellena con mazapán, pero puedes ahorrar calorías si la rellenas con una banana y algunas nueces. Y si le agregas además una crema de vainilla a base de leche descremada baja en grasa, puedes disfrutar de este postre con la conciencia tranquila y la cena de Navidad seguirá siendo una delicia culinaria.

Tómate tu tiempo mientras comes

Nuestra sensación de saciedad comienza sólo después de 20 minutos. Intenta comer despacio y tomar un descansito entre los diversos platos. Así no comes en exceso y te das tiempo para escuchar tu cuerpo. Incluso un vaso grande de agua antes de comer puede calmar el hambre y no tiene calorías.

Elige deliciosas alternativas

No solo la cena de navidad suele ser exagerada. También los diversos bocadillos y dulces típicos navideños se concentran en nuestras caderas. Pero la buena noticia, es que también nos podemos ahorrar calorías en Navidad, si elegimos las siguientes alternativas que son adecuadas para cuidar nuestra figura:

Castañas en lugar de almendras garrapiñadas

El aroma de las almendras tostadas es irresistible.... pero la gruesa capa de azúcar que contienen le agrega calorías adicionales al alto contenido de grasa de las almendras. Significativamente más bajos en calorías y ricos en minerales, oligoelementos y vitaminas son las castañas. Las castañas asadas también te llenan durante mucho tiempo.

Pan de especias en lugar pastel

El pastel cubierto de chocolate (conocido en Alemania como Baumkuchen) tiene 424 calorías y 22 gramos de grasa en solo 100 gramos. El pan de especias con nueces sin la capa de azúcar (conocido en Alemania como Lebkuchen) es una alternativa baja en grasa con solo 1.5 a 3 gramos de grasa. Además, sacia relativamente rápido.

Frutos secos en lugar de mazapán

Dulce, duro y pegajoso ... El mazapán es una delicia muy especial. Pero contiene la mitad de azúcar y tiene 486 calorías por 100 gramos. Una consistencia similar, pero con muchas menos calorías, la tienen los frutos secos. Además, tu salud también resultará beneficiada por las vitaminas y minerales que éstos contienen.

Manzana caliente en lugar de vino caliente

El alcohol tiene muchas calorías y especialmente el vino caliente navideño contiene un alto porcentaje calórico. Si quieres una bebida caliente de invierno, calienta el jugo de manzana y agrégale canela, clavos, etc. Eso te ahorrará más de la mitad de las calorías.

Disfruta la comida navideña

Lo que más decimos en relación al tema de la Navidad es: ¡Disfruta la comida navideña! Si estás a dieta, concédete conscientemente algunos pequeños gustos. Si prohíbes todo, existe el riesgo de que los pequeños antojos de alimentos se conviertan en grandes desastres.

Permanece estos días feriados en movimiento y regálate una caminata digestiva en lugar de una bebida digestiva. Esto aumentará tu metabolismo y te ayudará a quemar calorías.