Más de 2.007.083 clientes satisfechos       Gratis desde 40 €       Envío en 24 horas
0

Una parrillada sana - Sin renunciar a nada!

Finalmente, cuando suben las temperaturas podemos volver a uno de nuestros pasatiempos favoritos: la barbacoa. El olor a carbón encendido, las recetas a la parrilla con deliciosa carne marinada y pinchos de vegetales finamente sazonados hacen que se te haga agua la boca. Pero para que puedas disfrutar del placer de una parrilla de forma saludable, hay algunas cosas que debes tomar en cuenta. Una barbacoa saludable puede ser tan fácil y lo mejor es que no debes renunciar a nada.

La carne curada no debe estar en la parrilla

Las carnes curadas, como por ejemplo el Kasseler (filete de carne porcina puesto en salazón y ahumado) o la salchicha, contienen nitritos ya que son el resultado de procesos de conservación y sazonado. Durante el asado de los alimentos, las nitrosaminas se desarrollan y se clasifican como cancerígenas. Si deseas evitar riesgos para tu salud y hacer una parrilla sana, asegúrate de que dichos productos no terminen sobre el asado. Puedes elegir otras alternativas más sanas como el bistec, las salchichas blancas o la carne molida.

Es mejor usar una bandeja de aluminio para el asado

Si la grasa o el jugo de las carnes gotean sobre las brasas mientras se asan, se produce humo que llega a la carne. Esto puede emitir un olor agradable, pero hay químicos peligrosos en este humo que pueden perjudicar tu salud. Esto se puede evitar utilizando bandejas de aluminio (o papel de aluminio en la parrilla) que recogen el jugo y la grasa de la carne. Las parrillas de gas y las eléctricas son una opción completamente libre de humo. Una salsa de barbacoa es ideal para darle a tu carne a la parrilla un agradable toque de sabor ahumado.

Uso de carbón vegetal

Si no quieres acostumbrarte a la idea de usar una parrilla eléctrica, por lo menos asegúrate de usar sólo las briquetas o el carbón vegetal para que puedas hacer una parrilla saludable. La piña de abeto, el papel, la madera, etc. son inadecuados y producen humo nocivo.

La cerveza es sólo para beber

Una moda común es aderezar la carne con la cerveza. Se dice que esto mejoraría el sabor. Pero, sobre todo, este mal hábito conduce a un mayor desarrollo del humo, reduce la temperatura cuando la cerveza gotea en las brasas y, posiblemente, hace girar la ceniza sobre la comida de la barbacoa. Una cerveza fría es perfecta para acompañar una barbacoa, pero no tiene nada que hacer sobre la comida.

Carne magra en vez de salchichas

Probablemente las salchichas nunca se despidan por completo de las parrilladas. Sin embargo, los trozos de carne magra, como los filetes de carne de res o de pechuga de pollo, son mucho más sanos y menos grasosos. Si usted prefiere la carne blanca o roja juega un papel secundario cuando se trata de la salud. El origen es mucho más importante. La carne de animales que han sido mantenidos y alimentados de una manera apropiada para la especie es de mucha mejor calidad y proporciona a su cuerpo valiosas proteínas, minerales, oligoelementos y vitaminas B esenciales. Los alimentos modificados genéticamente y los antibióticos son tabúes para la carne orgánica, éste es otro argumento para evitar la parrillada convencional.

La grasa adecuada para un marinado saludable

La elección de los aceites y grasas adecuadas es especialmente importante cuando se preparan marinados para la comida. La mantequilla y la margarina se oxidan durante la parrilla y, por lo tanto, favorecen el desarrollo de un fuerte humo. El aceite resistente al calor, como el aceite de colza o de cacahuete, es más adecuado para marinadas sabrosas que también sobreviven intactas al proceso de asado y no representan un peligro para la salud. Hierbas frescas como albahaca, tomillo, orégano, ajo silvestre, ajo, sal, pimienta y mostaza son adecuadas para un adobo delicioso y saludable. Si es posible, puede dejarlo condimentando durante varias horas, preferiblemente de la noche a la mañana, para obtener un sabor más intenso.

Si condimentas tu mismo la carne con tus propias especias y aliños, tienes la ventaja de poder escoger la mejor calidad de la carne en el supermercado, ya que aquellas carnes que vienen condimentadas no combinan con una parrillada saludable. Primero que nada, sabes exactamente lo que hay en el adobo que tu preparastes: no hay grasas ni aditivos perjudiciales para la salud y así puedes elegir las especies que más te gusten.

Una parrillada sana sin nada de carne

Además de la carne, el pescado también es muy adecuado para asar a la parrilla, especialmente aquellos de consistencia firme como la trucha, el salmón o el dorado. Pero incluso los vegetarianos o veganos ya no se quedan por fuera en las barbacoas! Numerosas variantes de salchichas vegetarianas hechas a base de tofu o seitán, queso feta con especias y queso a la parrilla son un maravilloso sustituto de la carne y por lo tanto, se pueden asar fácilmente en una parrillada vegetariana. Si quiere hacer una parrillada saludable, no deben faltar los vegetales: Las brochetas de verduras mediterráneas (por ejemplo, una mezcla de calabacín, zanahoria, berenjena y pimentón), maíz en mazorca, champiñones marinados o la banana asada a la parrilla (si es necesario también con chocolate) proporcionan una experiencia placentera y llena de sustancias vitales. Las patatas envueltas en papel de aluminio y cocidas a la brasa son un acompañamiento saludable que pueden sustituir al pan blanco.

Prepara tus propias salsas y cremas

Para cerrar con broche de oro la aventura de la barbacoa, pudieses reemplazar las cremas y las salsas terminadas con productos caseros elaborados de forma saludable. ¿Qué tal una refrescante crema de aguacate, una mantequilla de hierbas, una mantequilla de ajo o una salsa de tomate casera? Deja volar tu imaginación y cautiva a tus invitados y amigos con recetas inusuales y novedosas. Una barbacoa no siempre tiene que ir de la mano con la comida grasienta y poco saludable. Si sigues los consejos anteriores, puedes disfrutar la temporada de asados de una manera saludable y con la conciencia tranquila.